HomeTodoUna bella y despampanante mujer, convertida primero en fabulosa modelo, para má

Una bella y despampanante mujer, convertida primero en fabulosa modelo, para má


Una bella y despampanante mujer, convertida primero en fabulosa modelo, para más tarde transformarse en una maravillosa actriz, con un período de reinado visual, adornando con su espectacular imagen
“AL CABARET TROPICANA”

Por. Henry Puente.

Está colosal mujer, famosa por su belleza, algo que resulta inevitable decir y mucho menos reconocer, pero que en todas las entrevistas que le hacen, con enorme modestia, prefiere evitar hablar de ello, para referirse más a su extraordinaria carrera como actriz, nació en La Habana el 25 de abril de 1941, era obvio desde muy pequeña que se dedicaría al arte, ya que casi desde que pronuncio sus primeras palabras, mostraba inclinaciones hacia las diferentes manifestaciones de esa difícil profesión.

Socarrás, aún muy joven, siempre ayudada por su extraordinaria hermosura, se incorpora al movimiento de aficionados, pero muy pronto, exactamente en el año 1962, con solo 21 años, pasó a formar parte del elenco del Teatro Musical de La Habana, donde además de actuar, recibió clases de canto, ballet, danza, voz y dicción, pantomima, y folklor cubano, bajo la dirección de Alfonso Arau, en esa etapa, entre las puestas más importantes en que participaría, se encuentra, El Solar, dirigida por Alberto Alonso y Pedro Navaja, por Jesús Gregorio, posteriormente, integró los grupos Jorge Anckermann y teatro cubano dirigido por el inolvidable Tito Junco.

Al no provenir de una familia de artistas, camino el difícil sendero del arte sola, a golpe de esfuerzo, mucha disciplina y puro talento, obteniendo, todo lo que es y representa en la actualidad, por méritos propios, sin tener deudas con nadie, agradecimientos sí, siempre reconoce quiénes la ayudaron y lo mucho que aprendió en el camino andado, por esa parte se siente muy reconfortada. La primera vez que subió a las tablas fue para sustituir a una actriz en la obra de Rolando Ferrer ‘La palangana de oro’, allí tuvo la suerte de ser vista por Rodolfo Valencia, profesor de actuación mexicano que le sugirió al director del recién fundado Teatro Musical de La Habana su incorporación a dicho elenco, empezó entonces a recibir clases de todo tipo, danza, ballet, actuación con los mejores profesores de la época.

“Tropicana” ganó en elegancia, clase y categoría, al tenerla en su elenco como una artista fija, verla noche tras noche salir a escena, conllevaba un auténtico regalo visual, tengo una anécdota personal relacionado con ello. En una ocasión visité el suntuoso cabaret con un súper prestigioso director televisivo alemán, nombrado Paul Julius Gottlieb Nipkow, archiconocido en Europa, amigo mío, quién al verla salir en forma majestuosa para presentar el show exclamó en mí presencia ¡ Solo por ver a está despampanante mujer salir al escenario vale la pena pagar el alto precio de esté lugar ! Miriam Socarrás estuvo por 14 años, adornando, engrandeciendo y conduciendo el espectáculo del cabaret más famoso de Cuba y uno de los más famosos del Mundo.

La televisión también la hizo suya, con decenas de apariciones e innumerables series, entre muchas otras, un momento estelar fue su participación en “Doble Juego” escrita y dirigida por Rudy Mora, algo para recordar. Del mismo modo, posee dentro del cine cubano una amplísima filmografía, su primer protagónico fue en el filme Papeles, son papeles, grabada en el año 1966, después vendrían Un día de noviembre y Cecilia Valdés, de Humberto Solás, Techo de vidrio, de Sergio Viral, su inolvidable papel en Patakin, dirigida por Manuel Octavio Gómez, Plaff, Papeles secundarios, Maria Antonia, Sueño tropical, Reina y Rey, Zafiros, locura azul, Amor vertical, La noche de los inocentes y Habanstation.

Para mí asombro, en varias entrevistas ha confesado que si no hubiese sido actriz le hubiera encantado ser psicóloga, muchos nos alegramos que no fuese así, porque el no tener la posibilidad en disfrutarla como artista, si hubiese concurrido como un auténtico pecado. No había de otra, aquella niña con origen humilde nació para convertirse en estrella, y así fue.

No obstante, a todo lo contado, existe algo primordial en la personalidad de Miriam Socarrás, lo cual resulta imposible no decir, quizás lo más importante de lo expuesto, dicho por cuántos la conocen, visitan, alternan y tratan, es una excelente persona, y sin duda alguna, eso resulta lo mejor de ella.. ..

Most Popular