Iglesia "María Auxiliadora" Antigua Iglesia y Convento de "Santa

35

Iglesia "María Auxiliadora" Antigua Iglesia y Convento de "Santa Teresa de Jesús"

Este lugar es una de las tres joyas del Barroco Colonial de La Habana del siglo XVIII, en lo que a edificios religiosos se refiere, y que a principios del siglo XX fué rebautizada como "María Auxiliadora".

En sus tiempos de mayor esplendor, el Convento ocupaba un solar de 6.900 m² y por Real Cédula del Rey Carlos III de España, fechada en Madrid el 14 de marzo del año 1700, se autorizó la fundación del Convento.

El 28 de Enero de 1702 fue dictada por el Obispo Diego Avelino de Compostela, el acta de fundación del monasterio.

Su primer destino fue alojar varias monjas Carmelitas Descalzas (rama de la Orden de Nuestra Señora del Monte Carmelo o Carmelitas), recién llegadas a Cuba desde Cartagena de Indias, Colombia.

Se le llamo originalmente la "Capilla de las Carmelitas Descalzas" o "Iglesia de Santa Teresa", situada en la calle Compostela, esquina a Teniente Rey.

Más tarde en 1707 a su lado en la calle Compostela entre Teniente Rey y Muralla, se construyó el Convento o Monasterio de Santa Teresa de Jesús.

Fue una bella edificación ampliamente decorada con pinturas murales y obras artísticas.
Poseía bellas galerías llenas de plantas ornamentales.

Después de morir el Obispo Compostela en 1704, se le dio su nombre a la calle que pasaba frente al templo en su honor. Su cadáver fue inhumado en la iglesia y reposaron largos años allí, hasta que los restos fueron trasladados al mudarse las monjas.

En 1753, toma posesión el ilustrísimo Obispo Pedro Agustín Morell de Santa Cruz y toma a su cargo la restauración de la iglesia que necesitaba un mantenimiento adecuado ante el deterioro de sus techos. Unos años después, se sustituyen las antiguas paredes de tierra por muros de piedra.

Mantuvo su función hasta 1927, año en que las monjas, debido a que se vieron privadas de la clausura que dispone la orden, al aumentarse la altura de los edificios que se construyeron rodeando el Monasterio, concretamente un edificio de la famosa farmacia Sarra, se mudaron al nuevo monasterio en el barrio del Vedado (Calle 13 esq. a 20).

Después de aquella fecha, el edificio que ocupó la iglesia y Convento de Santa Teresa
fue muy transformado, convirtiéndose el Convento en una casa de viviendas.

Años después la edificación pasó a manos de la comunidad de los Salesianos de Guanabacoa, quienes restauraron el viejo templo y finalmente la iglesia fue rebautizada como "María Auxiliadora " el 26 de abril de 1933, nombre que ha mantenido hasta la actualidad.