La Quinta del Rey y la Benéfica El trinitario Conde de Casa Brunet adquirió en

3

La Quinta del Rey y la Benéfica
El trinitario Conde de Casa Brunet adquirió en 1839 un terreno, al que llamaban Estancia del Rey, para construirse una quinta de recreo en La Habana. Estaba situado en la actual calzada de Cristina frente a la de Concha. Era muy espaciosa y bella,estaba rodeada de amplios jardines y sirvió después durante muchos años de sanatorio, siendo uno de los pocos conque contó la Capital en ese siglo. Los gallegos residentes en Cuba habían creado en 1885 una asociación mutualista con el fin de atender y dar asistencia médica a los de esa región española, familiares y asociados, para lo cual contrataron con la Quinta del Rey la atención a sus asociados. Al año compraron otra clínica llamada “La Benéfica” con terrenos, muebles y enseres, en la cantidad de 33 mil pesos y el 25 de julio de 1895 inauguraron el nuevo sanatorio construido en dichos terrenos, pero le seguirían llamando “La Quinta” y ese nombre quedaría por antonomasia para todas las instituciones similares que se fundaron en La Habana y en el interior del país con asociados para recibir servicios médicos. Radicaba en la calzada de Concha, en el barrio de Luyanó, y en el año 1943 recibió una ampliación y modernización cuando se le dotó de una unidad quirúrgica moderna. ( hoy parte del Hospital Miguel Enríquez).

(Textos de Arquitectura Hospitalaria)
Publicación de Raúl Michel Hurtado Camero