<< Rafael Fortún, el "Ciclón del Caribe" >> El destacado

15

<< Rafael Fortún, el "Ciclón del Caribe" >>

El destacado velocista cubano y brillante campeón a fuerza de voluntad y empeño, nació un 5 de agosto de 1919 en Camagüey.

Fortún se inició en competencias deportivas en los primeros años de la década de 1930 cuando jugaba béisbol, deporte donde exhibió dotes de buen fildeador, y también corría las bases como un rayo, pero en alguna ocasión confesó, que su verdadero amor era el salto.

Sus condiciones para practicar carreras de velocidad y el salto de longitud, le permitieron ser captado para perfeccionar sus virtudes naturales, no obstante, tuvo que afrontar enormes desafíos, y quizá por ello llegó tarde a la cima.

A los 27 años ganó en los 100 metros planos en los "JuegosCentroamericanos y del Caribe", efectuados en Barranquilla ,1946 con un impresionante registro de 10.4 segundos.

En dos ocasiones también compitió en los "Juegos Olímpicos" de 1948 y 1952.

Su principal logro fué ganar el "doble" de 100 y 200 m en los "Juegos Panamericanos" de 1951 en Buenos Aires,

En los VII Juegos Centroamericanos y del Caribe en México, en 1954, el bólido camagüeyano con 34 años de edad, ganó por tercera ocasión consecutiva en estas citas los cien metros planos, con la nota adicional de no haber perdido ningún heat eliminatorio ni semifinal en esas ediciones.

Se retiró como atleta activo en 1955 cuando fué derrotado en dos oportunidades por el joven Enrique Figuerola, quien con los años llegaría a ser también una estrella del atletismo cubano y mundial.

Luego de su retiro se especializó como entrenador, labor que combinó con las de juez o auxiliar de arrancada en certámenes nacionales e internacionales.

Poco tiempo antes de fallecer en 1982 a los 62 años, confesó a la prensa:

"El momento más amargo de mi vida fue no haber clasificado para la Olimpiada de Australia; aunque, también, lo fue la despedida del deporte activo. Uno sabe que tiene que llegar, hasta se prepara, pero nadie se resigna".