ANÉCDOTAS de Benny MoreCon Alfredo Sadel grabando “Alma Libre” , tema de Juan Br

24
ANÉCDOTAS de Benny More
  • Con Alfredo Sadel grabando “Alma Libre” , tema de Juan Bruno Tarraza.
Sadel era un cantante consumado y popular. Como el ídolo que era fue a Cuba siendo aplaudido por las multitudes. Surgió la idea de la grabación con Benny, a quien todavía no conocía. Sadel ensayó varias veces el tema de Tarraza, pero Benny no aparecía para complementar el ensayo. Cuando Benny apareció, fue para grabar. Sadel estaba, lógicamente, escandalizado, pero cuando Benny abrió la boca, Sadel quedó admirado para siempre. Medardo Montero, responsable de esa grabación, y a quien tuve la fortuna de conocer para recibir de él las historias de esa y otras grabaciones, me contaba que, ciertamente hubo un error, el cual se puede apreciar cuando se escucha el tema grabado, pero decía Montero, (lamentablemente ya fallecido) que el filin era tan, pero tan grande, que él sabía que si se volvía a grabar no quedaría igual , y prefirió que se quedara con el error de entrada de la voz de Benny. Ese Tema, “Alma Libre” es hoy una verdadera joya. Se grabó una sola vez, de arriba a abajo. La amistad Sadel- Moré se hizo legendaria. Y como sería la vida de tremenda que Sadel ayudó luego a Benny a salir de su prisión en Caracas, la misma ciudad donde cantó una sola vez con la Sonora Matancera en los estudios de Radio Rumbos, sin que quedara, lamentablemente, registro de esa actuación, que me fue narrada por quien lo presentó esa vez, el veterano locutor Alfredo Ordóñez.
  • Es famoso el cabillazo que le dio a Max Pérez porque este se negó a pagarle sus actuaciones en Caracas. Fue preso con gusto ( su única prisión ) y con gusto fue sacado de la cárcel por Alfredo Sadel y por Bola de Nieve, quien se encontraba en Caracas para la fecha.
  • Pese a la fama y al trabajo en México, Beby tuvo que volver a Cuba en 1950, y como no tenía dinero para poder vivir, se fue a cortar caña en tierras del camagüeyano central Vertientes donde ya había vivido antes con un hermano.
En ese lugar conoció al hermano de Calixto Cardona, también cortador de caña, quien lo embulló para que viajara hasta Santiago de Cuba, ciudad donde vivía con su familia, y él accedió. Aquí radicó, según el afamado compositor santiaguero Enrique Bonne, en una casa de huéspedes situada en la calle Santo Tomás entre San Francisco y San Germán que hoy no existe como tal. Fue la época en que una única radio emisora de una provincia fuera de la capital cubana, la CMKW, Cadena Oriental de Radio, transmitía con carácter nacional. Así debutó en el programa Fiesta con Bacardí, donde hizo su primera actuación, y aquí un presentador lo nombró posteriormente como el bárbaro del mambo, ritmo de moda en 1951. Lo de bárbaro del ritmo sería después en un programa radial capitalino.
  • Muchas personas pensaban que Benny era extravagante en el vestir. Pero sus famosos pantalones anchos, mas arriba de la cintura, y sus tirantes o elásticas, tenían una explicación: la úlcera que padecía, que le molestaba aun más cuando se ponía un cinturón.Nunca abandonó su sombrero alón, ni su tabaco. Se declaraba orgullosamente campesino, hijo de los predios de Lajas.
  • Benny Moré fue quien bautizó a Miguelito Cuní como Sonero Mayor, y sería Benny quien también bautizaría a Ismael Rivera como Sonero Mayor. El título suyo se lo dio el pueblo. En un Caribe pleno de excelentes cantantes solo ellos tres ostentan el honor de Mayores como soneros. Benny es tal vez el mas importante a los fines del estudio del enlace de las tendencias soneras.
  • No fue nunca un hombre agresivo, pero atacó con todo cuando se vio injuriado o menospreciado, sobre todo en lo racial. La organización de su tribu tiene otras connotaciones que van mas allá de la música. Benny sentó bases de organización con proyección social. No permitió ofensas a sus músicos y su dignidad de negro lajero lo llevó muchas veces a tocar en la calle ante la negativa de que sus músicos negros ingresaran a los salones donde el sí podía en razón de su fama.
  • Famosa es la anécdota en la que se cuenta que un personaje le ofreció millones para que se fuera a Estados Unidos. Benny dijo “Está bien. Me voy, pero debo llevarme a toda mi familia. Satisfecho, el empresario le dijo que no había problemas y preguntó cuántos eran. Y fue entonces cuando Benny le respondió con su inolvidable sonrisa: “Son cinco millones de cubanos”.
Habia nacido en Santa Isabel de las Lajas el 24 de agosto de 1919 y falleció en La Habana el 19 de Febrero de 1963 a las 9:15 minutos de la noche. Inmediatamente se declaró duelo musical. Fue trasladado a Santa Isabel de las Lajas, su rincón querido para ser enterrado allí.
Su campo cobijó su cuerpo. El aire se encargó de expandir su inmortalidad. El tiempo se ha ocupado de mantenerlo vigente.