HomeTodoPara nadie es un secreto que la existencia destinada para la mayoría...

Para nadie es un secreto que la existencia destinada para la mayoría de los que – Nostalgia Cuba

Para nadie es un secreto que la existencia destinada para la mayoría de los que formamos el PUEBLO CUBANO suele estar plagada de MISERIA, SACRIFICIO y DESILUSIÓN.

En nuestra lucha cotidiana por arrebatarle un día más a la vida, los que habitamos está tierra no movemos, casi siempre, dentro de un mismo círculo social y espacial. Durante esa pequeña travesía que realizamos diariamente desde nuestras casas al trabajo u otro punto y viceversa, no es necesario buscar mucho para chocar de frente con la gran MISERIA EXTREMA en la que viven muchísimos cubanos.

Y me refiero a la MISERIA EXTREMA, porque doy por descontado que todos los trabajadores cubanos pueden considerarse como POBRES o “VULNERABLES”, palabra esta última diseñada por los DIRIGENTES y sus MEDIOS DE DESINFORMACIÓN OFICIALES para MINIMIZAR y ATENUAR el efecto sonoro e indeseable que produce la palabra ‘POBREZA” y que a traído a nuestra PATRIA la DICTADURA CUBANA.

No obstante a ello, se nos hace imposible dejar de sobrecogernos ante las imágenes del documental “CANCIÓN DE BARRIO” que se trasmitiera por CUBAVISION el lunes 11 de octubre por la noche.

En dicho material del año 2014, se recopilan los dos primeros años de la gira por los barrios que realizara SILVIO RODRÍGUEZ por aquella época y que recogió las CONDICIONES INHUMANAS de vida de los habitantes de aquellos BARRIOS MARGINADOS por una REVOLUCIÓN que IRÓNICAMENTE siempre se ha erigido como el sistema que desterró de nuestro suelo la MISERIA, la DESIGUALDAD y la POBREZA.

No pocos comentarios trajo consigo la puesta en la pantalla chica de aquel controversial documental y no pocas preguntas surgieron al respecto.

Porqué precisamente ahora la TV Nacional trasmitia tal material?

Fue casual o escapó de manera fortuita a la censura IMPERANTE en los medios oficiales?

Nada de eso hermanos. La trasmisión de “CANCIÓN DE BARRIO” en estos días cumple un objetivo planificado meticulosamente por la DICTADURA, aunque a mí entender carece del más mínimo atisbo de INTELIGENCIA POLÍTICA.

Y es que a juicio de quién les escribe, la debilidad del RÉGIMEN se hace cada día más evidente. A cada paso que intenta dar la TIRANÍA para salirse del pantano que ellos mismos crearon y construyeron durante los últimos 62 años, solo consiguen hundirse aún más en el, provocando que afloren a la superficie de su lodazal, la fetidez nauseabunda de millones de cadáveres de mentiras descompuestas.

Sin lugar a dudas, basados en los cálculos realizados por los INEPTOS que gobiernan este país, decidieron trasmitir CANCIÓN DE BARRIO como preámbulo a la trasmisión de una MESA REDONDA sobre las intervenciones realizadas en los barrios más insalubres de la Habana, después de las históricas manifestaciones del 11 de julio. El OBJETIVO: “CREAR EN LOS CIUDADANOS DE ESOS BARRIOS MARGINADOS LA FALSA PERCEPCIÓN DE QUE AHORA SI ESTÁN MEJORANDO LAS COSAS”.

Y es que en el NUEVO CONTEXTO mucho más público y democrático gracias al mayor acceso de la población cubana a la información y a medios alternativos y masivos de comunicación, la DICTADURA se muestra como pez fuera del agua, pues no cuenta con los mecanismos para OCULTAR y MENTIR que tanto le ayudaron y favorecieron hace apenas unos años atrás.

Es así que lejos de obtener ACEPTACIÓN en su actuar lo único que consigue despertar este RÉGIMEN es REPUDIO y DESPRECIO.

A estás altura les juro que no puedo discernir si lo que hace el RÉGIMEN es producto directo de su ESTUPIDEZ, su CINISMO o su HIPOCRESÍA CONGÉNITA. Lo más probable es que sea solo el producto de todo ello junto, a lo que sumamos que 62 años de impunidad les llevan a creerse IMBATIBLES e INTOCABLES.

He de confesarles que mientras veía el film en cuestión no pude dejar de sentir una tristeza e indignación incontenible y aquellas imágenes me hicieron transportarme hasta el año 2003 cuando de forma clandestina tuve acceso a un documental realizado por FERNANDO PÉREZ titulado SUITE HABANA y que 18 años atrás reflejó una REALIDAD CUBANA, hasta aquel momento OCULTADA e INVISIBILIZADA para la comunidad internacional y a los cuales les vende el mentiroso sistema que nos oprime la imaginaria idea de que Cuba es un PARAISO TERRENAL habitado por 11 millones de ciudadanos CONTENTOS y FELICES.

Su estreno había tenido lugar meses antes en el cine YARA dónde fue proyectada en función única. La mayoría de los afortunados a asistir a aquel estreno fueron jóvenes militantes de la UJC a quienes por órdenes de sus DIRIGENTES se les había orientado participar en el estreno de un film no deseable para la DICTADURA CUBANA, como forma de controlar posibles reacciones no deseadas del público. Según un amigo que estuvo en aquel estreno al finalizar el film las personas se levantaron y aplaudieron durante largos minutos en silencio y con lágrimas corriendo por sus mejillas.

En aquella SUITE (el film) reservada solo para ciudadanos cubanos de a pie, se HOSPEDARON las desgarradoras historias de 8 CUBANOS sin ninguna experiencia actoral a los que se les filmo un día común y corriente de sus vidas, sin actuaciones, ni diálogos; solo música incidental y efectos sonoros.

Aquella noche al igual que el lunes pasado me acosté y amanecí con el alma estrujada como una sucia servilleta, con un sentimiento de culpa y vergüenza ajena, por sentirme participe de manera indirecta de tanta miseria humana, pues al final los que formamos este pueblo somos COAUTORES PASIVOS, VÍCTIMAS y a la vez COMPLICES de que las cosas hayan llegado al estado deplorable e insostenible en que hoy se encuentran.

De todo lo que ví en el documental trasmitido el lunes la confesión de un señor mulato rayando los 60 años me resultó uno de los pasajes más dolorosos. Ese señor con mirada triste y mostrando franca desilusión, confesaba que ya no tenía sueños y que luego de haber consagrado su vida trabajar para el estado, apenas tenía casa y solo le restaba esperar por su retiro y así aguardar hasta el final de sus días.

Fue allí, en ese preciso momento, dónde me vino a la mente nitidamente la imagen que más me impactó del documental SUITE HABANA, el cual fue considerado hasta por el afamado y multilaureado Steven Spielberg como uno de los mejores documentales CUBANOS que el haya visto.

De allí que en el COLLAGE DE FOTOS que acompaña esta publicación se encuentre la imagen de una ANCIANA sosteniendo un puñado de cucuruchos de maní. La vida de aquella señora resumida en escasos minutos se quedó grabada en mi mente por siempre, como símbolo de lo INJUSTO y CRUEL del destino preparado para todo cubano de a pie por el sistema político cubano vigente.

Esa ANCIANA de mirada vacia que muestra la foto y que simbólicamente se aferra con ambas manos a un puñado de rústicos cucuruchos, como si de ellos dependiera su propia existencia corresponde nada más y nada menos que a una MAESTRA JUBILADA CUBANA. Resultaba inconcebible que una sociedad que se declara PARADIGMA DE JUSTICIA SOCIAL termine enviando al olvido a una PERSONA que EDUCÓ y FORMÓ a varias generaciones de cubanos y que vivía en una casa a punto de derrumbe, en la miseria absoluta y siendo sostén, sin ayuda alguna, de su anciano esposo encamado.

El final de aquella SUITE reafirmaría aún más mi percepción negativa del sistema al cual ya aborrecia desde temprana edad.

En un recuento dónde aparecían las fotos de cada uno de los personajes protagonistas de aquellas historias también aparecían los SUEÑOS de cada uno de ellos. SUEÑOS tan simples y sencillos como los que habitan dentro de la mayoría de los cubanos y que al final de nuestros días muchos nos llevamos a nuestras tumbas, sin materializarlos.

Así cosas tan simples como REPARAR la casa de su madre era el sueño de un joven BAILARÍN que trabajaba en la construcción o ESEÑARLE a valerse por sí mismo era el sueño de un padre que criaba solo a su hijo con síndrome down, entre otros modestos sueños de otras modestas y pobres personas.

Al final, al lado de una vieja pared llena de grietas que se me antojaba como su propia alma, la imagen de la ANCIANA MAESTRA y un epitafio que decretaba dolorosamente que a esas instancias de su vida “YA NO TENÍA SUEÑOS”.

A juzgar por la edad de la ANCIANA MUJER, esta debe haber fallecido a estas alturas, de igual forma que se han dirigido varias generaciones de cubanos hacia sus sepulcros con morrales repletos de sueños sin cumplir. EPD.

Y es que ESE es el PRINCIPAL CRIMEN cometido por una DICTADURA que hoy se muestra como tal ante el mundo entero, cuando niega la posibilidad de MARCHAR DE FORMA PACÍFICA a millones de ciudadanos cubanos que no quieren ni desean seguir viendo MORIR SUS SUEÑOS en esta isla y de la cual huyen sus hijos más jóvenes, para no ver MUERTOS los suyos.

MIENTEN como siempre los corruptos que usurpan el poder y sus medios de comunicación cuando en la MESA REDONDA del martes hablaban de una REVOLUCIÓN que no ha desprotegido a nadie y que siempre ha trabajado por la justicia e igualdad de los CUBANOS. Juegan de nuevo a repartir migajas a cambio de LEALTAD y SERVILISMO INCONDICIONAL.

Si la Revolución nunca ha desprotegido a nadie quien fue el causante de toda la miseria que llega hasta nuestros días?

Y no le hablo de la miseria que se ven en ambos documentales citados por mi, si no que en CANCIÓN DE BARRIO algunos de sus protagonistas hacen referencia directa a qué han estado viviendo en esa condiciones denigrantes desde hace 40 años, lo que ubica el inicio de su calvario y parte de el en plenas décadas del 70 y 80, período durante el cual esté país fue mantenido en su totalidad por la URSS y el extinto CAMPO SOCIALISTA (considerada la era dorada del socialismo en cuba) y era conducido bajo mandato directo y en pleno de FIDEL CASTRO.

En la actualidad la miseria de los cubanos se ha multiplicado de manera proporcional al incremento sufrido por los precios en Cuba y agravada aún más por una mercado excluyente en MLC.

Siento decirles a estos SERES que se adueñan ilegalmente de la vida y los sueños de toda una nación, que las grietas que llevan millones de cubanos en sus corazones destrozados por tanto sufrimiento y desilusión, no son reparables con dos galones de pintura, un poco de asfalto y dos bolsas de cemento.

Esos materiales solo ocultan transitoriamente la añeja grieta de una vieja pared, el bache patrimonial de la calle o confeccionan una acera inexistente durante décadas. Jamás podrán pagar las deudas contraídas durante décadas hacia un pueblo y cuyos principales acreedores son millones de muertos con sueños por realizar, que yacen tanto en esta tierra, como en cada lugar donde perdieron sus vidas durante sus travesías inconclusas.

A mi al menos no me sirve QUE ME “DEN” CUANDO QUIERAN una pared pintada, una calle sin baches o una acera dónde no la había.

MI SUEÑO es muy sencillo: LEGAR UNA PATRIA LIBRE y DECOROSA dónde puedan ver realizados sus sueños mi HIJA y la TUYA.

CUAL ES TU SUEÑO?

Sin más,
Saludos y un abrazo desde la distancia,
Realidad Cubana

Most Popular