Ceremonia de inicio del derrumbe de las murallas de la Habana . Ceremonia celeb

54

Ceremonia de inicio del derrumbe de las murallas de la Habana .
Ceremonia celebrada el sábado 8 de agosto de 1863 . Asistieron a la ceremonia el Capitán general Domingo Dulce Garay ,el obispo, el Ayuntamiento ,Oficiales Generales y personalidades distinguidas q posaron junto a una gran escalera al terminar el acto rodeados de una gran multitud q festejaba alegre aquel gran acontecimiento.
Nótese en las fotos diferentes etapas de su demolición.
Aunque La protección de la ciudad del ataque de corsarios y piratas fue un motivo importante para la construcción de la muralla, no fue el único, pues el resguardo de la Carrera de Indias fue otro elemento que se tuvo en cuenta.
Es bueno recordar que La Habana se convirtió para los españoles en el puerto más importante de América, porque aquí se reunían las dos flotas que regresaban a España con los caudales recolectados en sus colonias.
Se comenzó a construir durante el gobierno de Francisco Rodríguez de Ledesma el 3 de enero de 1671 y se terminó casi un siglo más tarde; siendo dada por terminada la sección que daba a tierra en 1698 pero no completándose la parte que daba a la bahía hasta 1740, 137 años después de que naciera la idea de construirla, a un costo de tres millones de pesos.
Su extensión era de unos 4 892 metros, tenía como promedio 1,40 metros de espesor y 10 de altura, y contaban con una dotación de 3 400 hombres y un armamento de 180 piezas. Estas murallas fueron convertidas en un entorno característico de la villa, Se trataba de una muralla de cantería que iba desde La Punta hasta el Arsenal, con baluartes, garitas y puertas con puentes levadizos, al principio 2 y luego hasta 9.
En general llegó a haber unas nueve puertas activas, entre ellas la de Monserrate, la de Luz, la de San José y la de Jesús María. Todo lo que quedaba dentro del recinto era llamado intramuros, asiento preferido de los peninsulares, mientras el resto, extramuros, era habitado preferentemente por los llamados naturales del país o criollos.
Aunque tuvo una vida útil de 123 años, hoy sólo quedan restos dispersos en la la capital como huellas físicas de su existencia, para el disfrute visual ,despertando la curiosidad y el deceo de conocer acerca de historia.





Ver post actual