Hermanas Lago, voces ineludibles en el patrimonio Decir “Hermanas Lago”, es pe

23

Hermanas Lago, voces ineludibles en el patrimonio
Decir “Hermanas Lago”, es pensar en un Patrimonio de la Cultura Cubana, que se forja a partir del 2 de noviembre de 1932, cuando tres jovencitas son acreedoras al primer premio en una función de aficionados en el Gran Teatro Nacional de Cuba.
A partir de ese momento Graciela, Cristina y Esperanza, se convierten en profesionales y como tales realizan su primera gira nacional. Se presentan en los mejores teatros del país y en 1936 se dejan escuchar sistemáticamente por Radio Lavin, una de las mejores emisoras de la época.

En 1940 se presentan en la más afamada emisora de Cuba, la recién estrenada RHC Cadena Azul, como el primer trío femenino de Cuba y se convierten en discípulas de la inolvidable compositora y profesora Isolina Carrillo. Casí enseguida las contrata también la CMQ, para darle vida al programa más popular de entonces, La Corte Suprema del Arte.

Las Hermanas Lago asumen el mismo formato del Trío Matamoros que eran tres pero cantaban dos, hasta que en 1936 Graciela toma la decisión de incorporar una tercera voz, lo cual no es lo normal en la época. Incluyen en su repertorio temas de los más inspirados y reconocidos autores cubanos, entre ellos Miguel Matamoros e Ignacio Piñeiro, Además incorporan otros géneros como bambucos, tangos… de otras áreas del continente.

Esperanza, Cristina y Graciela, el primitivo trío de las Hermanas Lago se adueñan enseguida de la radioaudiencia del país y comparten sus actuaciones con los más afamados intérpretes del momento, entre ellos el Gran Trío Matamoros, con el que actúan en Teatros y también en Radio Latín.

En 1947, se casa Esperanza y comienza a formar parte del trío, la hermana Lucía. Por esa época comienza para ellas una etapa de giras por América Latina. Gran éxito obtienen en Teatros, Cabarets y la Radio de Colombia, Perú, Venezuela, Argentina, Ecuador, Chile, Puerto Rico, Santo Domingo y en el Sur de los Estados Unidos.

En 1950, después de nueve meses, regresan de un segundo y exitoso viaje a Sur América Es en ese momento que el Trío asume un formato de Cuarteto al ingresar Esperanza nuevamente. Con el Cuarteto continúa su éxito ascendente, hasta 1954, que la vida de Esperanza se trunca en plena juventud.

Cristina, Lucía y Graciela prosiguen alcanzando éxitos en Cuba y en el exterior. Los patrocinadores de los más prestigiosos programas de la Radio y la Televisión las mantienen vigentes y se acrecienta el cariño y la preferencia del público.

En 1959 el Trío de las Hermanas Lago, forma parte de una delegación artística a Nueva York, con un gran espectáculo “Cuba canta y baila”, del que forman parte figuras tan importantes colmo Benny Moré, Esther Borja, Alba Marina…

Además de ser el primer trío armónico de Cuba, las hermanas Lago son las primeras en grabar con gran éxito canciones infantiles. Acumulan en su historia, también, el ser las primeras en realizar un anuncio comercial cantado, “jingle”.

Tienen en su haber además el haber trabajado en el primer programa de radio que sale al aire desde el edificio de Radiocentro, antigua CMQ, el 12 de marzo de 1948 y ser fundadoras del nuevo edificio de Radio Progreso en la calle Infanta, emisora que también amplifica su arte por toda Cuba.

Comparten la escena con las primeras figuras del país y entre los artistas internacionales se destacan José Mojica, Jorge Negrete, Trío Los Panchos, María Félix, Luis Aguilar, Agustín Lara, Lucho Gatica, Alfredo Sadel, entre otros

Aunque son fundadoras y trabajan en los programas más importantes de la Televisión a partir de 1950, son figuras preferidas de la difusión radial en todo el país. Además de la CMQ y Radio Progreso, mantienen durante muchos años un programa diario en la COCO y también durante mucho tiempo sus voces identificaron a Radio Cadena Habana. Fundadoras de Radio Habana Cuba, mantienen allí un programa de música cubana y latinoamericana que se transmite cinco veces en distintos horarios y frecuencias cada día. La presentación del programa es una guajira bellísima de Isolina Carrillo, Cuba, que linda eres. Está en el aire durante varios años.

También el cine las llama y aparecen en el filme cubano-mexicano No me olvides nunca, con Rosita Fornés y Luis Aguilar: Rumba en televisión: en la película Argentina De Cuba traigo un cantar y en la cinta mexicana Tropicana.

En 1974 fallece Cristina, pero el trío se recupera de la triste pérdida y resurge con una nueva voz y un nuevo rostro: el de Ofelia, para continuar la senda de triunfos de la agrupación, orgullo de la cultura cubana.

En 1981 se jubilan Ofelia y Graciela. Lucía continúa cantando en solitario hasta 1989, participando en programas en Radio y Televisión y en otros espectáculos.

Al recordar a sus hermanas, fundadoras del primitivo Trío Hermanas Lago, Lucía: “Graciela fue la maestra; Cristina fue el alma y el color; Esperanza fue la persona de mayor musicalidad que he visto en mi vida, pues además de una voz preciosa, tenía una aptitud excepcional para tocar la guitarra… Aprendí mucho de ellas y, en honor a la verdad, debo confesar que antes de ingresar en el grupo, yo era la primera admiradora de las Hermanas Lago. Fue por eso que cuando se me presentó la oportunidad de ser una de ellas, no quise quedarme atrás e intenté, por todos los medios a mi alcance, ser un elemento valioso en el trío. Y creo que lo logré”.

Durante casi 50 años, el Trío de las Hermanas Lago realiza una labor encomiable en la difusión de la cancionística cubana y latinoamericana que tiene el reconocimiento, no sólo el que expresan las múltiples medallas y trofeos otorgados por instituciones en Cuba y en el exterior, sino el galardón más importante: el de ocupar un lugar preferente en el corazón del pueblo y ser parte del PATRIMONIO DE LA CULTURA CUBANA.

Ver post actual